La JdC tendrá un presupuesto de 212.000 euros para 2018

La JdC tendrá un presupuesto de 212.000 euros para 2018

Compartir

La Junta General de la Junta de Cofradías ha aprobado, en su reunión de este martes 23 de enero, un presupuesto para 2018 cifrado en 212.000 euros, lo que supone un aumento del 6% con respecto al presupuesto que la institución nazarena ha manejado en los dos años anteriores. El presupuesto, que venía con dictamen favorable por unanimidad de la Junta de Diputación del pasado 16 de enero, ha sido aprobado por unanimidad.

“El 70% del presupuesto se destina a la organización de la Semana Santa de Domingo a Domingo” ha detallado el presidente de la Junta de Cofradías, Jorge Sánchez Albendea, quien se ha mostrado satisfecho con el aumento del presupuesto ya que, aunque ligero, confirma la buena salud económica de la Junta de Cofradías y garantiza el mantenimiento de su inversión tanto en la organización de la Semana Santa como en otros proyectos relacionados y centrados en la difusión y promoción de la misma. “Desde la Junta queremos agradecer a las instituciones su apoyo un año más, pues las tres que colaboran con nosotros, Ayuntamiento, Diputación y Consorcio Ciudad de Cuenca, mantienen sus aportaciones con respecto a años anteriores”.

Así, el Ayuntamiento de la ciudad aporta al presupuesto 60.000 euros (colaboración a la que hay que sumar la disposición del Consistorio en cuestiones como limpieza, seguridad y demás necesidades relacionadas con la Semana Santa, amén de gestiones para otros actos y proyectos de la JdC), la Diputación contribuye con 20.000 euros en presupuesto y con la inestimable puesta a disposición de la JdC del Programa Talía, mediante el que se facilita en gran medida la contratación de las bandas para los desfiles procesionales; y el Consorcio Ciudad de Cuenca aporta 20.000 euros más, por asignación directa. “Además, la JdC recibe otros 3.000 euros a través de varios convenios y campañas de colaboración” precisa el presidente de la institución, quien recuerda que “a día de hoy continuamos trabajando para conseguir más colaboraciones privadas para los proyecto de la JdC, algo que cada año venimos consiguiendo” precisa el presidente. Sánchez Albendea ha asegurado que toda colaboración, por humilde que sea, es bien recibida.

Según explica Jorge Sánchez, el presupuesto “es muy similar al de años anteriores en cuanto a reparto por partidas, con los únicos aumentos de las destinadas a promoción de la Semana Santa de Cuenca y al Cartel de la Semana Santa, puesto que este año el Concurso mediante el que se elegirá al Cartelista cuenta con dotación económica de 1.000 euros”.

La Junta General también ha aprobado por unanimidad la liquidación del presupuesto de 2016, que muestra unas cuentas saneadas en la institución nazarena. La liquidación también venía con dictamen favorable por unanimidad de la Junta de Diputación.

Concordia con el Grupo Turbas

El otro tema principal de la Junta General de este martes ha sido la aprobación de la concordia de colaboración mediante la que el Grupo Turbas lleva meses trabajando para llegar “al pleno cumplimiento del Reglamento de Las Turbas de Cuenca”. La concordia, aprobada por mayoría y sin ningún voto en contra, ha sido suscrita de común acuerdo entre las Turbas de Cuenca, la Junta de Cofradías de Semana Santa y el Obispado de Cuenca, y establece que la Junta de Cofradías reconoce la personalidad jurídica otorgada a las Turbas de Cuenca en el actual reglamento.

De este modo, las Turbas de Cuenca “serán convocadas por el órgano competente de la Junta de Cofradías que trate cualquier asunto relacionado con la Procesión Camino del Calvario”, así como la JdC “citará, en tiempo y forma, a las Turbas de Cuenca a cuantas Juntas Generales celebre” y “cursará invitación al Secretario-Presidente de la Junta Regidora de las Turbas de Cuenca a cuantos actos sean organizados por esta”, tal y como se recoge en el texto de la concordia aprobada en Junta de Diputación primero y en la Junta General del martes, después.

Por su parte, las Turbas de Cuenca “colaborarán económicamente conforme al presupuesto general aprobado anualmente por los órganos de gobierno de la Junta de Cofradías” y se comprometen “a adoptar cuantas medidas sean oportunas para el buen funcionamiento de la Procesión Camino del Calvario, siempre en coordinación con la Junta de Cofradías, así como a responsabilizarse de todos aquellos turbos acreditados que hagan una inadecuada interpretación del rito de las Turbas de Cuenca”. El último punto de la concordia establece que la misma “podrá ser derogada por cualquiera de las partes firmantes si entendiesen que los fines pretendidos por el Reglamento de Las Turbas de Cuenca no son cumplidos”.

Comments